Advertisement

Navegando por la costa de Amalfi

Un recorrido por las impresionantes ciudades costeras de esa región italiana

Navegando por la costa de Amalfi
E

l atractivo de la belleza natural de la costa de Amalfi atrae a miles de turistas durante todo el año. De encanto dramático, clima idílico, montañas y acantilados, sus casas de vacaciones y suntuosas villas ubican a la costa como uno de los destinos más fabulosos y únicos del mundo. Su paisaje cultural con iglesias, jardines y viñedos se divide en trece municipios diferentes, que fueron incluidos en la lista de Patrimonios de la Humanidad de la UNESCO en 1997.

 

Cuándo ir

El mejor momento para visitar la costa de Amalfi es entre mayo y octubre. Durante estos meses, hoteles, restaurantes, boutiques y sitios culturales como Villa Cimbrone de Ravello funcionan a toda velocidad. El verano puede ser un desafío, ya que cada ciudad está repleta de turistas y le resultará difícil tratar de reservar un hotel sobre la marcha o encontrar mesas abiertas en los restaurantes.

 

Cómo llegar

No importa cómo llegue a la costa de Amalfi, el viaje siempre resultará pintoresco. Dependiendo de la época del año, es posible tomar transbordadores rápidos como Alilauro desde Nápoles hasta el puerto principal de Amalfi. Los viajes tienen una duración de dos a tres horas, con paradas en destinos como Capri o Sorrento antes de llegar al puerto de Amalfi.

Viajar en Trenitalia, la compañía nacional de trenes de Italia, es lo mejor para aquellos que no pueden soportar un viaje vía marítima. Los trenes Freccia Rossa de Napoli Centrale a Sorrento son los más directos y eficientes. Una vez en Sorrento, puede tomar un autobús a destino; muchas compañías como Sitabus salen regularmente de las estaciones de la ciudad.

Para otros, viajar en automóvil sigue siendo la forma más romántica e independiente de llegar de un destino a otro. Puede alquilar un automóvil en los aeropuertos internacionales de Roma o Nápoles, u optar por algo más lujoso gracias al servicio de automóviles Positano.

 

Positano

Qué hacer

Los turistas pueden recorrer numerosas boutiques que venden productos artesanales locales, desde licores de limón hasta cerámicas bellamente pintadas. Es muy popular comprar sandalias hechas a mano, visitar Safari o la Botteguccia Di Antonio Diodato. Ambas producen docenas de estilos y fabrican calzado a medida.

Una excelente manera de navegar en Positano y tener una mejor idea de la impresionante geografía de la región es realizando un paseo en bote. Compañías como Positano Boats ofrecen recorridos diurnos y nocturnos por la costa de Amalfi. Lucibello, cuyos barcos son más pequeños y privados, también ofrece recorridos por Capri, Ischia y otras islas locales.

Los visitantes podrán aprender a cocinar como lo hacen los italianos. Ristorante Buca di Bacco ofrece clases de cocina a los turistas que desean aprender los platos típicos del sur de Italia. Para lecciones de cocina italiana más sofisticadas, reserve un lugar de cocina en la escuela de cocina de Il San Pietro di Positano, ubicada en el restaurante privado del hotel frente a la playa, Carlino.

 

Dónde quedarse

La forma más pintoresca de experimentar Positano es ubicarse en las afueras de la ciudad en el suntuoso Il San Pietro di Positano con suites en terrazas frente al mar del hotel, jardines botánicos, playas y restaurantes privados.

En el centro de Positano encontrará el encantador Hotel Palazzo Murat, una excelente opción ubicada cerca de los bares y restaurantes frente al mar de la ciudad. Cada habitación cuenta con una pintoresca terraza, la característica más importante de la propiedad es su gran patio privado plantado de palmeras y fragantes vides en flor. Lugareños y viajeros pueden disfrutar de un aperitivo a la luz de las velas.

Le Sirenuse es otro hotel de Positano amado por muchos. Su ubicación en los acantilados costeros hace que los huéspedes se sientan como si se hubieran sumergido en una pintura de la ciudad. Se trata de un establecimiento familiar con azulejos, limoneros y obras de arte. En el sitio, también encontrará el restaurante La Sponda, galardonado con una estrella Michelin y dirigido por el chef Gennaro Ruso, cuyo menú honra las tradiciones culinarias de la región.

 

Qué comer y beber

No deje de visitar el restaurante Zass, galardonado con una estrella Michelin. El chef Alois Vanlangenaeker crea ingeniosos platos a partir de frutas y verduras cultivadas en la propiedad, así como carnes y mariscos locales capturados frescos cada día. En 2016, la cocina recibió una renovación multimillonaria, instalando una mesa de chef donde los clientes pueden disfrutar de la cena mientras observan a los chefs preparar sus pasteles, mariscos y pastas, entre otros.

Otro lugar para probar es Da Vincenzo. Desde 1958, el restaurante familiar ha servido platos regionales de mariscos y pastas como rigatoni de carne estofada y pulpo a la parrilla. Es fácil encontrar una mesa para el almuerzo, pero las reservas para cenar son imprescindibles.

Le Tre Sorelle, una opción gastronómica más económica, es consistentemente buena y sirve comida abundante. Muchos viajeros disfrutan de una pizza rápida o de una lubina a la parrilla bebiendo vino blanco.

 

Amalfi

Qué hacer

De todas las paradas costeras al sur de Sorrento, la ciudad de Amalfi es la más frecuentada por los viajeros. Parte de eso tiene que ver con el hecho de que es una intersección importante para todos los autobuses, barcos y transbordadores que transportan turistas entre los pueblos y las islas.

El Duomo di Amalfi y la Catedral de San Andrés Apóstol son tesoros del sur de Italia por su colisión de varios estilos de arquitectura y materiales. Si anhela conocer una de las rutas de senderismo más impresionantes de Italia visite el Camino de los Dioses.Se trata de una caminata suave de cinco horas que serpentea la costa a través de pequeños pueblos. Allí no solo encontrará valles con granjeros y pastores que venden sus productos, sino que también podrá disfrutar de hermosas vistas al mar.

 

Dónde quedarse

El Grand Hotel Convento di Amalfi, un antiguo monasterio del siglo XIII, se encuentra en lo alto de los acantilados. Situado a cinco minutos a pie de Amalfi, ofrece un vasto y sabroso desayuno buffet, cuenta con dos restaurantes de primera clase, piscina, gimnasio y spa.

 

Qué comer y beber

Kyushu ofrece a los viajeros un descanso de la cocina típica italiana. El chef Julian Marmol creó un menú con ingredientes mediterráneos locales como el pescado y los productos para elaborar platos japoneses modernos.

Los lugareños recomiendan Trattoria da Gemma y su carpaccio de atún, provoleta asada y pasta casera. Si visita la catedral, puede detenerse en Pasticceria Pansa y sentarse afuera en la Piazza Duomo. De lo contrario, diríjase a Pasticceria Leone, otra buena tienda con pasteles como el limoncello local y un excelente café.

 

Ravello

Qué hacer

Si visita Ravello no puede perderse los jardines de Villa Cimbrone. Desde la plaza central de Ravellos,los letreros lo llevarán a históricos jardines que forman parte de un complejo palaciego del siglo XI.

Dentro del centro histórico de Ravello se encuentra la Villa Rufolo, un impresionante ejemplo de arquitectura regional del siglo XIII con hermosos jardines de estilo italiano. Durante los meses de verano, la villa y los jardines ofrecen espectaculares conciertos al aire libre.

 

Dónde quedarse

Todas las habitaciones en Ravello están bendecidas con magníficas vistas de valles, montañas, océanos y ciudades antiguas. Aun así, hay algunos destacados hoteles cinco estrellas como el Belmond Hotel Caruso, un hotel de 50 habitaciones que posee suites con techos abovedados, frescos del siglo XVIII y vistas panorámicas de la costa de Amalfi. Los hermosos jardines están cubiertos de arbustos en flor. El restaurante y bar junto a la piscina es informal, con cenas al aire libre y un menú que ofrece pastas regionales, quesos y especialidades napolitanas.

Sin lugar a dudas, el Hotel Villa Cimbrone es otro de los más impresionantes y sofisticados de toda Italia. Parte de eso tiene que ver con la ubicación del edificio del siglo XII, encaramado en los acantilados del mar y rodeado por los famosos jardines de Villa Cimbrone; es como hospedarse en un palacio.

Palazzo Avino es más clásico, con muebles de los siglos XVIII y XIX, alfombras antiguas y pesadas cortinas. La casa club del hotel es espectacular y está construida directamente en los acantilados, con un restaurante y bar junto a la piscina. A pasos del mar, encontrará kayaks para explorar las calas cercanas.

 

Qué comer y beber

Se recomienda reservar en Il Flauton di Pan, donde los turistas de toda la costa de Amalfi hacen cola para conseguir una mesa. A la cabeza de este establecimiento con estrella Michelin está el chef Crescenzo Scotti, que basa su cocina en mariscos de la costa italiana para crear platos como carpaccio de pulpo y cigala, mediterráneo azul y atún wellington. Si bien es costoso, la comida es excelente y las vistas al mar desde la terraza de su jardín valen la pena.

Piazza Vescovado es un lugar maravilloso para relajarse. Los visitantes se dirigen a la plaza para tomar bebidas, helados o granizados en un puñado de bares pintorescos que rodean la plaza pública. Todos ellos son lugares sencillos para obtener un panini o una pasta rápida, y son los mejores para disfrutar de un buen expreso fuerte o de licores locales como el limoncello.



¡Envianos tus Contenidos!

Difundí tus Ideas, Conocimientos, Experiencias, Opiniones y Proyectos.


¡Juntos el Campo es más fuerte!

















¡Juntos por la eliminación
de las Retenciones!

Te invitamos a contarle a todos los argentinos por qué es bueno eliminar las Retenciones.

¡Sumá tu Stand!

Publicá tu marca en la plataforma líder del agro y aumentá tus ventas hoy.

Agroempresrio

¡Contenidos que agregan valor!